Las Algas Panacea Natural de Salud, Cura y Longevidad

Los ingredientes que necesitas para cocinar a un solo clic

En Maestría Vital damos mucha importancia a las plantas. Tanto es así que ellas tienen el remedio a todos los males que nos puedan aquejar. Las plantas y sus frutos, sus semillas, los árboles, las hierbas, las algas (que son verduras del mar), portan la clave de la salud, la cura y la longevidad. En esta web hablaremos mucho del reino vegetal y como beneficiarnos de él. Hoy entraremos en el fascinante mundo de las algas marinas a modo de introducción. Las algas comestibles dan para muchos posts. Iremos viendo sus diferentes clases y como cocinarlas y consumirlas. Otras algas es mejor tomarlas en forma de suplementos, por ejemplo en polvo o comprimidos.

Las algas han formado parte de la dieta humana desde la más lejana antigüedad, en pueblos costeros y especialmente en Asia

En China, en el siglo VI a.C., eran un auténtico manjar a veces reservado a visitas o eventos especiales. Su valor medicinal también era muy conocido y estudiado por los curanderos de la época. Los grandes maestros en lo que a preparación de algas para comer se refiere, eran y son sin duda los japoneses gracias a que en Japón hay abundantes algas de forma natural en sus costas. Si estás pensando que los japoneses tienen una esperanza de vida alta y envidiable salud por que consumen algas, estás en lo cierto. Deja de buscar píldoras mágicas para tener una buena salud y empieza a introducir estos fabulosos productos en tu dieta y en la dieta de los que más quieres.

Estas plantas marinas aparecieron hace aproximadamente dos mil millones de años y son una de las formas de vida más antiguas de la tierra, conservando su naturaleza simple dentro de una amplia gama de formas. Son organismos acuáticos que tienen múltiples beneficios para el ecosistema, siendo útiles para la alimentación de varios animales marinos. Su uso se ha ido popularizando en todos los aspectos y en la actualidad ha cobrado bastante importancia como excelente SUPLEMENTO NUTRITIVO, sino el mejor, y aparece en numerosas, variadas y selectas recetas en muy diferentes cocinas del mundo.

Deliciosas Algas Listas para Comer

Deliciosas Algas Listas para Comer

Las algas son increíblemente completas y pocas cosas más necesitarás para gozar de salud

Alrededor del mundo existen miles y miles de tipos de algas, pero algunas son más más aconsejadas para el consumo humano que otras por su contenido vitamínico y sus propiedades alimenticias y depurativas. Podemos encontrarlas en su mayoría en lugares acuáticos como mares, lagos o ríos de agua dulce y salada. Las algas no crecen en sitios muy contaminados, y no absorben tantos tóxicos como los peces. De echo una de sus mayores virtudes es la de desintoxicar el cuerpo de metales pesados y agentes contaminantes (gracias al ácido algínico) propiciando su eliminación por vía natural. Además alcaliniza y reduce la acidez de nuestro sistema, lo cual es clave para no caer enfermos. Su variedad en tipos de vitaminas es sorprendente. Nada de calorías y extremadamente bajas en grasas. Reducen el colesterol. Contienen un 50-70% por ciento más de minerales que las verduras terrestres. Una vez secas se pueden conservar herméticamente por largo tiempo. Yo las considero una auténtica panacea de la salud y forman parte de mi dieta desde hace años. Además las semillas (click aquí) combinan muy bien con las algas a la hora de comer y forman un increíble tándem nutritivo.

Algunas de las algas más interesantes que aquí veremos son las siguientes: WAKAME, HIRIZI, NORI, ARAME, DULSE, KOMBU, AGAR-AGAR Y KELP.

Te recomendaré cuales son y dónde conseguir las mejores algas y de mejor calidad que puedes consumir, pues esto es importante tenerlo en cuenta. Conocer el origen y el sistema de cultivo y recolección nos asegura unas algas de primera para consumir regularmente. Deben ser recogidas vivas en su medio natural y de forma legal y responsable. Su buen uso pasa por consumirlas en pequeñas cantidades pero de forma frecuente, integrándolas en nuestras comidas o usándolas como suplementos.

Facebooktwittergoogle_plus

Deja un comentario